Saltar al contenido

“En el camino de la espiritualidad no hay atajos”

Desde muy joven sintió la necesidad de arrancar el sendero espiritual. Esta búsqueda, que ahora dura más de veinte años, le ha servido para estudiar a discernir entre las muchas opciones que hay en una senda que considera dificultosa, con defraudes y óbices.

En sus libros, Mariana Caplan trata de asesorar al lector hacia una espiritualidad genuina y congruente, “donde no haya corrupción, mas sí desafíos y fe”, afirma. En Con los ojos bien libres (Kairós), se enfoca en el discernimiento; la utilidad clave para llevar una vida espiritual con sabiduría y claridad.

¿Recuerda el instante en el que sintió la necesidad de comenzar su sendero espiritual?
Uno de mis guías afirma que uno no se transforma en místico, sino nace místico. Otro describía la necesidad de la búsqueda espiritual como el sentimiento de que algo debe pasar y aún no ocurrió. En el momento en que leí esto a los veintidós años, comprendí muy bien a eso que se refería, porque esa incomodidad la sentí ahora de pequeña. En el momento en que fallecieron mis abuelos, comencé a preguntar y recibí respuestas completamente diferentes: mi padre me charló del cielo, donde te tratan tan bien y vives eternamente; mi madre me mencionó que la desaparición era como irse a reposar y no despertarse jamás más. sentía la necesidad de entender y me sorprendía bastante que nadie tuviese las respuestas.

De este modo que decidió buscar…
En el momento en que tenía quince años comencé a viajar y sentí que mi cabeza se abría. Después, en mi segundo año de facultad, con diecinueve, conocí a personas que comenzaban una búsqueda espiritual, y decidí arrancar la mía. Descubrí que había numerosos caminos y vías de conocimiento, y comencé a estudiar diferentes disciplinas, chamanismo, meditación…

¿Proseguía una religión? ¿Es viable ser espiritual sin profesar una?
Con los años he ido integrando poco a poco más el judaísmo, la religión de mi familia, a mi vida, mas pienso que es viable ser espiritual sin profesar una religión. No obstante, la espiritualidad es uno de esos caminos que sin ningún género de asistencia o bien guía tienen la posibilidad de ser considerablemente más bien difíciles de continuar.

Con los adelantos científicos recientes, que cada vez dan más respuestas a cuestiones que antes respondía la religión, ¿tiene sentido ser espiritual?
No es una cuestión de tener sentido, herramienta, sino más bien de que alguien o bien algo ponga expresiones a las pretenciones internas que uno tiene. Y pienso que todo el planeta tiene la necesidad de buscar respuestas. Los adelantos científicos son fantásticos porque dan validez a muchas de las cosas que los místicos y las tradiciones siempre dijeron.

¿Es realmente difícil no ser espiritual?
Hay personas que no se fían de lo espiritual, lo rechazan. pienso que eso es porque se les ha anunciado como un inconveniente: quizá se han criado en opiniones que charlan de la maldad de la gente, del pecado original… de ahí que en mis libros hablo de las configuraciones que hay, de la oportunidad de elegir.

Quizá esta cerrazón se deba además a que en el sendero espiritual hay engaño y falsedad…
Muchas personas comienza su búsqueda espiritual con ingenuidad. Hay gran diferencia entre leer y entrenar la espiritualidad, y en ocasiones la gente entran con una mezcla de motivaciones confusas y una necesidad y deseo reales. Es considerable desarrollar el método para llevar una vida espiritual con sabiduría.

La multitud hoy desea resoluciones veloces, ¿verdad?
Sí, mas en la búsqueda de la espiritualidad no hay atajos. La realidad cuesta. Se tienen la posibilidad de tener vivencias muy profundas muy rápidamente, mas seguir estando, continuar continuando, cuesta.

¿No le resulta un tanto triste que existan abusos exactamente en este planeta?
El despertar de la conciencia es el desarrollo más complejo de la vida humana. Y, como algún estudio, necesita bastante trabajo. veo natural que un reto tan bien difícil como este –quién soy, cuál es el propósito de mi vida, cómo la conduzco de manera exitosa– sea difícil.

La suya fue una búsqueda extendida, con varios incidentes…
Sí, mas tenga presente que no ha acabado, porque las opciones de desarrollo y también integración personal son inacabables. proseguiré intentando encontrar hasta el día que me muera.

¿Y cuál es su idea para iniciarse en el sendero espiritual sin bastantes incidentes?
Lo primero, arrancar la búsqueda con madurez sicológica. Si a esto se le une la meditación, el yoga… estas disciplinas se entrelazan realmente bien porque la psicología apoya a la persona durante sus diferentes escenarios de despertar. En verdad, veo la psicología como una tradición espiritual nuevo en Occidente, que puede asistir al sujeto no solo en el momento en que tiene inconvenientes sino más bien además en el momento en que está bien.