Saltar al contenido

Aprende a elegir cosméticos naturales de verdad

Hay unas reglas básicas que asisten a elegir el producto cosmético que mejor se adecúe a las pretenciones de la piel, y que simultáneamente respete el medio ámbito. Lamentablemente, la palabra “natural” en la etiqueta no supone que sea seguro.

No que sea genuinamente natural. Todo eso puede hacer una enorme confusión en el momento de seleccionar uno. Para evitarlo, lo más esencial es ver de qué está hecho. Esta información se puede conseguir de su relación de elementos o bien INCI (nomenclatura en todo el mundo de elementos en la industria cosmética), que todo envase de un cosmético comercializado en la Unión Europea debe llevar.

Sin parabenos no es bastante: la cosmética natural es considerablemente más

Un cosmético natural debe contener, cuando menos, un 95% de elementos proveniente de la naturaleza. Mas entre el resto de elementos además debería excluir algunas substancias:

  • Entre otras cosas, hay que prestar particular atención a los conservantes y evadir los parabenos, el fenoxietanol y los derivados liberadores de formaldehído. Estos se encuentran en pequeña cantidad, mas eso no les resta peligrosidad por su alta toxicidad.
  • Una crema natural no debe contener derivados del petróleo ni aceites minerales. Estos se emplean para oclusionar los poros y evadir que la piel transpire; de este modo decrece la pérdida de agua, mas de forma simultanea se impide a la piel remover substancias de desecho.
  • Se debería negar como natural, por consiguiente, todo cuanto tenga dentro parafinas, dimeticona, acrilatos o bien PEG, entre otras cosas.
  • Otros de los elementos desaconsejables son las bases limpiadores que se emplean en geles y champús, como el lauril sulfato de sodio o bien el lauril éter sulfato de sodio (sodium lauryl sulphate o bien sodium laureth sulphate en las etiquetas). Tienen la posibilidad de irritar la piel y incrementan la permeabilidad en frente de otros tóxicos.
  • Tampoco son recomendables los filtros químicos, derivados de la anilina como fenilen o bien etilendiamina, olores y colorantes artificiales, ni metales como el plomo o bien el aluminio.

HandMade Beauty, cosmética natural ¡para comérsela!

Cosmética que sí es natural

¿Qué debe contener un cosmético natural? Los productos productos cosméticos naturales se elaboran con una base de agua y aceites vegetales mezclados con principios activos como vitaminas, antioxidantes y substancias que hidratan o bien nutritivas, o bien en su caso filtros físicos, desodorizantes o bien substancias lavantes.

Un cosmético puede integrar una extensa variedad de elementos de origen vegetal. Estos se muestran en todos y cada INCI con apariencia de nombre botánico (género y clase en latín) seguido de Aqua o bien water de ser un destilado, extract (extracto), oil (aceite), butter (manteca) o bien wax (cera).

Los elementos se ordenan de más grande a menor concentración, de este modo que es conveniente que los de origen vegetal ocupen los primeros sitios a fin de que el producto sea lo más natural viable.

El desarrollador acostumbra señalar cuáles de estos elementos surgen de la agricultura ecológica certificada, ya que eso le brinda más calidad al cosmético.

Los productos cosméticos naturales son más eficientes y sanos, sus efectos se extienden más y también, inclusive, al cundir más, por estar más concentrados, resultan más económicos; todo ello con la seguridad de proteger el planeta y a los que lo habitan.

Cómo escoger un óptimo maquillaje natural

Sellos de cosmética ecológica

Al no existir una legislación estricta en España ni en la Unión Europea que distinga los productos naturales o bien ecológicos de los que solo aprovechan el criterio natural para vender más, hay que respaldarse en acredites que aseguren que se cumplen unos requisitos.

El inconveniente es que existen muchos sellos:

  • El BDIH alemán
  • El Ecocert francés
  • El NaTrue europeo
  • El control IMO español
  • La Soil Association inglesa
  • ICEA italiana, etc.

Todos , aun con informaciónes propias, sostienen normativas semejantes fundamentadas en criterios de compromiso popular y ecológica que certifican que el producto es natural. Otro consejo sería adquirir en shoppings perfeccionados que asesoren bien sobre lo que requiere cada piel.